Información adicional

  • Proyecto: Comportamientos Saludables

Regresa Comportamientos Saludables en Comunidad a barrios y corregimientos de Medellín

Jueves, 13 Octubre 2016 16:33 Escrito por 

 

Darla toda por el bienestar, esta es la apuesta de la Alcaldía de Medellín con Comportamientos Saludables en Comunidad, programa apalancado con recursos de Planeación Local y Presupuesto Participativo y operado por el Parque de la Vida. Desde octubre, los ciudadanos tienen nuevamente la oportunidad de disfrutar de espacios de educación para la salud, donde la lúdica es el medio de aprendizaje.


En los 4 años de existencia del Parque de la Vida, más de 34.400 medellinenses se han beneficiado de Comportamientos Saludables en Comunidad. Este año, las acciones por el buen vivir llegarán a 5.000 vecinos de 15 comunas, incluidos los corregimientos de Santa Elena y San Antonio de Prado. Esta es una historia de caminar la seca y la meca por las calles de la ciudad, donde hay mucho por contar.

En tres fases de trabajo, ya son 34.400 medellinenses los que se han beneficiado de las acciones para promover la cultura del cuidado con Comportamientos Saludables en Comunidad, un proyecto de la Secretaría de Salud, operado por la Universidad de Antioquia, Facultad de Medicina, por medio del Parque de la Vida. En la fase actual, serán beneficiados aproximadamente 5.000 vecinos de 15 comunas, incluidos los corregimientos de Santa Elena y San Antonio de Prado, trabajo que se desarrollará con 1.953 millones de pesos.

Este proyecto surgió con el ánimo de articularse a las acciones que emprende la Secretaría, pensadas para dar respuesta a la priorización de necesidades en salud realizadas por las comunas, en el marco de un ejercicio democrático como Presupuesto Participativo. “Las acciones sueltas no generaban un impacto en el estilo de vida de las personas. Por eso la propuesta de Comportamientos Saludables buscaba enfocarse en un proceso: talleres de ocho sesiones que se reforzaban con otras actividades como festivales en espacios de ciudad diversos y con unas metodologías distintas a las tradicionales, más cercanas al contexto de las personas. Todo esto buscando tener mayor impacto”, puntualiza Julián Restrepo, coordinador del proyecto.

La propuesta se enfoca en el bienestar y la Promoción de la Salud, más allá de la ausencia de la enfermedad. En el proyecto se trabaja entonces por todo aquello que pueda considerarse como un determinante de la salud: hábitos saludables, relaciones sociales, inteligencia emocional, disfrute del tiempo libre, proyecto de vida, desarrollo personal y vocacional, autoestima y autocuidado, todo lo que implique el bienestar.

La tarea se desarrolla con una metodología donde la educación se soporta en el diálogo de saberes, la experiencia, el juego y el entretenimiento. Este enfoque permite llevar los mensajes de un modo más cercano a la comunidad, establecer relaciones más sólidas y abrir espacios para el intercambio de conocimientos.

Trabajo que, a propósito, se llevó las palmas y el Premio Corazones Responsables. “La Fundación Colombiana del Corazón reconoció en Comportamientos Saludables una propuesta de la Secretaría de Salud que realmente impacta los estilos de vida de la comunidad”, destaca Restrepo.

Es así como los medellinenses aprenderán sobre el buen vivir con tertulias, salidas pedagógicas, talleres de fotografía y video, sesiones de cocina, caminatas, maratones, cepillatones, días de la fruta, hidroaeróbicos, entre otros espacios que harán que en este camino se disfrute mucho más el proceso educativo.

Mejoramos estrategias y movemos ideas

Lo anterior no es lo único distinto. También los procesos de evaluación y movilización son prioritarios. Da un abrebocas al tema Julián Restrepo, explicando que el primero busca medir los cambios logrados en sus beneficiarios y retroalimentar al proyecto para mejorar procesos, y el segundo extiende el mensaje de salud a escenarios más amplios de ciudad.

“A pesar de que en el ámbito internacional se ha tratado de incentivar mucho el tema de la evaluación, han sido muy pocos los acercamientos efectivos que se han dado en ese tema. Entonces el Parque de la Vida, como escenario de ciudad creado para la Promoción de la Salud, lo adopta como un reto en dos niveles: hacer Promoción de la Salud, sin mezclarla con la prevención y la atención, y lograr demostrar, con una propuesta de evaluación, que sí ésta funciona, y así lograr una sostenibilidad en el tiempo de los proyectos”, explica Kelly Johanna Santiago, coordinadora de este componente.

Se quiso ir más allá de los datos numéricos de acciones y productos, lo que evolucionó a indicadores de resultados, que no solo permiten reportes cuantitativos. Se diseñó una evaluación cualitativa que da cuenta de transformaciones individuales y sociales, resultantes de los procesos comunitarios. Se fijó la mirada en los factores de éxito y las oportunidades de mejora. En esta fase, no solo se tiene en la mochila todo lo anterior, sino que el proceso estará en constante observación para mejorar el desarrollo del proyecto en la marcha.

Por otro lado está la movilización de las ideas y, como bien lo explicó Julián Restrepo, la expansión de los beneficios a escenarios más amplios de la ciudad. Para realizar esta tarea, se invierten esfuerzos en la materia. “Es una apuesta para promover la participación comunitaria, la comunicación relacional, la educación para la vida y la articulación de diferentes actores y organizaciones que, de alguna manera, buscamos alcanzar el mismo objetivo: tener una ciudad más saludable. Cuando hablamos de actores importantes para esta movilización social, nos referimos a la comunidad, a los líderes, a las organizaciones desde lo público y lo privado, a la academia. La movilización tiene una función articuladora y promotora de estos espacios de participación y de comunicación”, indica Andrea Echeverri, coordinadora de este componente.

Es así como, Comportamientos Saludables en Comunidad llega de nuevo, recargado con más energía e ideas, para acercar el bienestar a todos.

último tweet

último post

último video

Licencias