Información adicional

  • Proyecto: Medellín se toma la palabra

La paz territorial también se forja desde la Universidad

Miércoles, 21 Diciembre 2016 13:33 Escrito por 

feria de las palabras

 

Durante la Feria de las Palabras la Universidad de Antioquia certificó a 102 líderes sociales que se formaron con Medellín se toma la palabra para promover cultura de paz.

La Feria se realizó el 6 de diciembre en el Parque de la Vida. Hasta allí llegaron los participantes de los procesos formativos para disfrutar de una tarde con carreras de observación, concursos de conocimientos, mapas interactivos, fotografías y videos de los procesos. 


A través de actividades lúdicas cada componente del equipo expuso los resultados de su trabajo: procesos pedagógicos, activaciones creativas con la comunidad, generación de contenidos, campañas de sensibilización y seguimiento del proceso.

Este año los talleres comenzaron en agosto y se centraron en el fortalecimiento de unas capacidades propuestas por Martha Nussbaum: juicio crítico, imaginación narrativa y afiliación, que es la capacidad de vivir y construir con el otro.

Enseñar cultura de la paz

La principal apuesta de Medellín se toma la palabra ha sido su componente pedagógico que este año realizó dos procesos de formación ciudadana. 72 personas se formaron como promotores de la conversación de paz y 30 participaron en el taller de metodologías para promover y dinamizar conversaciones.

“La idea fue formar líderes que tuvieran incidencia en sus comunidades –manifestó Yeimi Carranza, coordinadora del componente–. Y agregó: “necesita haber apropiación del proceso para poderlo replicar, por eso ofrecemos herramientas para activar espacios de comunicación asertiva y efectiva”.

Por su parte, Johnatan Clavijo, coordinador de la estrategia, expresó que la responsabilidad queda en los promotores, “la idea es empoderarlos y decirles que esto no termina aquí y que ahora ellos también son responsables de que Medellín se siga tomando la palabra”.

Finalmente la Feria quiso recordar que las palabras tienen la capacidad de construir y de destruir. Si se usan de manera consciente pueden aportar a la construcción de una sociedad más tolerante con la diferencia.

Licencias