Yoga, práctica recomendada para la salud física y mental de los adultos mayores

Jueves, 13 Mayo 2021 12:49 Escrito por 

A pesar de que en lo comercial lo que se ofrece en el Yoga son ejercicios de alta exigencia física y posiciones que parecen imposibles, en la realidad esta es una práctica que proporciona ejercicios que se adaptan a todo tipo de público.

De esto da fe Alba García, una ama de casa de 67 años, que desde hace 5 encontró en el yoga una manera no solo de realizar actividad física, sino también de contribuir con su salud mental, sobre todo ahora que,  por las condiciones de la pandemia, no puede salir de su casa.

“Me gusta mucho el yoga por la manera en la que se realizan los ejercicios, de una forma suave y relajada. Desde que lo practico he notado que me ayuda con la flexibilidad y con el fortalecimiento de los músculos, y por la misma manera en que se hace, todo se puede asimilar mejor. Es una práctica que me genera mucha tranquilidad”, expresa.

Y es que según explica Esteban Sánchez, antropólogo y profesor de Yoga, esta disciplina ofrece una cantidad de beneficios para todas las personas y específicamente para los adultos mayores, ya que se adapta perfectamente a las necesidades de esta población.

“Con los adultos mayores en las sesiones de Yoga realizamos tres tipos de ejercicios. Ejercicios de respiración, ejercicios de estiramiento que incluyen ejercicios de movilidad articular, encadenamiento de movimientos y posiciones fijas, y técnicas de relajación. Estos contribuyen a mejorar aspectos como la oxigenación del cerebro, el fortalecimiento de los músculos de manera suave y controlada, y el tratamiento de problemas como el insomnio”, dice.

 

 

 

    

 

Pero las bondades del Yoga para los adultos mayores van mucho más allá de lo meramente físico. El docente manifiesta que el Yoga también desarrolla múltiples habilidades, entre ellas, la de  la ecuanimidad, ya que sirve de entrenamiento para no sucumbir ante los patrones reactivos, es decir, ante esas reacciones impulsivas que tenemos cuando nos enfrentamos a situaciones que ponen al límite nuestras emociones. 

“También ayuda a la desaceleración del deterioro mental, pues mantiene conexiones neuronales activas que permiten que continúen los procesos de aprendizaje, y mejora notablemente la concentración y la presencia plena en las actividades que realizan en el día a día. Finalmente, y aunque por la pandemia las sesiones de Yoga son muy limitadas en lo presencial, también hemos evidenciado que la población de adultos mayores escoge el yoga por el factor social, pues les ofrece la posibilidad de compartir con otros”, puntualiza Sánchez.

Finalmente, el antropólogo y docente advierte que “existen algunas modalidades de Yoga que definitivamente no son recomendables para población adulta mayor, como el Vinyasa Yoga o el Power Yoga, ya que son muy dinámicas y de mucha exigencia física. Tampoco son aconsejables las prácticas que buscan acelerar el cuerpo a partir de la respiración, ni las clases rutinarias, pues ellos lo que buscan es que estas sean creativas y novedosas”.

Tanto el profesor Sánchez como doña Alba, animan a los adultos mayores a disfrutar de los beneficios del Yoga, que no necesita de mucho para practicarse desde casa, solo un espacio amplio y tranquilo, una colchoneta  y la mejor disposición para conectar cuerpo, alma y mente.

último tweet

último post

último video

Licencias